"Mi dolor de exilio es tan grande que cubre todo mi cuerpo. Muevo un dedo del pie y sufro". Lejos de casa (novela) vmi

“Minha dor de exílio é tão grande que cobre todo o meu corpo. Movo um dedo do pé e sofro.”Longe de casa ( romance) vmi




Antonio Canales: Antonio por los caminos... / viviana marcela iriart, Caracas 28 de mayo de 1998










Cuando Antonio Canales nació, la anciana gitana al verlo moverse en el aire al compás de las nalgadas sonrió con satisfacción y exclamó: Ha nacido “el pies de oro”.

Él, con sus ojazos negros llenos de alegría y  asombro, observó el sitio al cual acababa de nacer, vio a su madre feliz y sus pequeños piececitos iniciaron su primera coreografía hacia ella.

La noticia, llevada por las golondrinas que estaban de paso, inundó la aldea, el país, el mundo entero, para retornar a Sevilla en donde la buena nueva se enredó en las cuerdas de una guitarra yerta que inmediatamente se puso  a tocar. El niño, inocente de todo, creció pateando pelotas en los terrenos baldíos (Antonio no cuida sus pies porque sabe que la vida lo cuida a él) con la misma gracia con que, unos años más tarde, su taconeo sensual enamora a la madera del escenario que lo recibe y que ya nunca más podrá vivir sin él.

“Caminante no hay camino” decía el otro Antonio y este le hace caso: del Ballet Nacional de España cruza a París, que a los 20 años era una fiesta en la compañía Maguy Marín. Ya los  pies conocen la gloria, y el dolor, de los caminos y no pueden detener su marcha, herencia de etnia acostumbrada a no parar jamás: Europa, América, Medio Oriente, Asia…  Baila con Rudolf Nureyev, Carla Fracci, Vladimir Vasiliev, Fernando Bujones, Peter Schaufuss, Sylvie Guillem, Julio Bocca… Danza con la vida para seducir a la muerte.

Antonio baila y los caminos cambian. 1992: creación de su propia compañía. Debut con las coreografías A ti, Carmen Amaya y Siempre Flamenco. Gira por España e Italia; presentación en los Festivales de Utrech y Holanda Festival (Holanda), Montreal (Canadá), Metki Hall (Japón), Gala de Gigantes de la Danza (París),  Word Financial Center (Nueva York).  1993Torero, coreografía con la que realiza más de 600 galas: Festivales de Aarles, Montpellier (Francia), Kuopio Dance   (Finlandia), Brescia y Roma (Italia); temporadas en París, Ankara, Líbano, Portugal, Costa Rica, México, Estados Unidos, Canadá, Venezuela, Argentina. 1994-95IX y X Gala de Etoiles; creación de las coreografías Narciso y Triana (en esta última comparte escenario con Merche Esmeralda). 1996: coreografía GitanoGala de la Hispanidad (Puerto Rico), gira mundial. Presentación en la Pasarela Cibeles (Madrid) de la colección del diseñador Francis Montesinos y en París de la colección de Tony Miró.

Antonio baila por el puro placer de bailar y el mundo  se lo agradece  con premios: Mejor Bailarín (Navisela, Italia 1988), Mejor Bailarín Internacional (compartido con Julio  Bocca, México 1990), Nominación el Emmy por su coreografía Torero (Estados Unidos 1995), Medalla de Plata FIPA 96 por Torero (Francia), Premio Nacional de Danza (España 1995, 1996).

Hoy, desde el escenario y frente al público que lo ovaciona de pie, Antonio ve entre la multitud al niño que fue, rememora el largo y arduo camino recorrido y sonríe con satisfacción (los aplausos lo arrullan como una nana).

Recostada en la puerta de salida, la anciana gitana lo mira con orgullo.

Desde bambalinas le parece oír la voz de su madre: “Antonio, deja ya de jugar que la cena está servida”.

Él se acomoda el cabello detrás de la oreja, junta sus manos en señal de agradecimiento, los ojos llenos de húmeda alegría, y se va.
A seguir abriendo caminos al bailar.
Fuego que crece sin llamas, pluma que vuela sin alas.
El fuego crece en la pluma, la pluma vuela en su llama.


Caracas Mayo 1998












Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...